Me caso embarazadaSi te casas embarazada, la doble felicidad que representa poder celebrar tu nueva maternidad y también tu boda se completa con las múltiples opciones y la variedad de soluciones que encontrarás para vestirte de novia.

En cualquiera de las tiendas especializadas sabrán aconsejarte sabiamente sobre el modelo que más te favorece, adaptándolo a las medidas de tu nuevo estado para que luzcas magnífica el día de tu boda.

A esto se añade el que entre las tendencias presentadas para este año por los grandes del diseño destaca el denominado estilo imperio. Muy actual, muy favorecedor y perfecto para los primeros meses del embarazo. Va ajustado hasta debajo del pecho y, a través de frunces, tablas, pinzas, etc…, toma volumen la falda, de manera que no marca la cintura, pero si realza la belleza que toman los hombros y el pecho de la mujer embarazada.

No obstante, como te digo, los profesionales de las tiendas especializadas en traje de novia de tu ciudad o provincia o, si en tu caso te has decantado por un diseñador en exclusiva, te ofrecerán consejo profesional para ayudarte a elegir el traje que mejor se adapta a tu personalidad y a tu nuevo estado.

Si te casas embarazada no te preocupes, tienes tantas opciones que vas a ser doblemente feliz.

Además te tomarán medidas para confeccionar el traje seleccionado, adaptándolo perfectamente, incluso en las siguientes pruebas, a la evolución de tu embarazo hasta el momento de la ceremonia. Siguiendo fielmente tus indicaciones y deseos personales, en el sentido de disimularlo o ponerlo de manifiesto.

De lo que si puedes estar segura es que tu rostro será el fiel reflejo de tu doble felicidad, destacando, más si cabe, tu belleza natural y serás, junto a tu vestido, la principal protagonista de tu boda.

Si este artículo me caso embarazada te ha sido útil, compártelo en las redes sociales y tal vez ayudes a otras mamás en tu misma situación.

Compartir
Artículo anteriorPon barra libre en tu boda
Artículo siguienteBodas con fútbol

Dejar respuesta